LA SABINA

El primer vino de Las Moradas de San Martín al que no se le ha añadido sulfuroso (SO2) en ninguno de los procesos: viñedo, elaboración, crianza ni embotellado. Las excelencias del pago, el clima, el bajo pH de nuestras Garnachas, la calidad de sus polifenoles junto con el cuidado y la asepsia lo permiten.
Elaborado con uvas procedentes de viñedos de más de 70 años que le confieren al vino una estructura mineral, que muestra los aromas del monte y de la tierra. Un vino distinto y profundo, para disfrutar.

Descripción

Presentamos el primer vino de Las Moradas de San Martín al que no se le ha añadido sulfuroso (SO2) en ninguno de los procesos, desde el viñedo, la elaboración, la crianza ni en el embotellado; las excelencias del Pago, el clima, el bajo PH de nuestras garnachas, la calidad de sus polifenoles junto con el cuidado y la asepsia lo permiten.

Parcela Montazo, suelo franco-arenoso (90-93% arena) de origen granítico con a oramientos rocosos, pH 6,5. Plantación en vasos 1 450 cepas/ha. Rendimiento de la añada 1600 kg/Ha y viticultura tradicional.

Doble selección de la uva en viñedo y en mesa.

Variedades: Garnacha al desnudo en su terroir.

Vinifiicación: Despalillado y maceración previa, fermentación con sus propias levaduras. Maloláctica en barrica sin añadir bacterias. Criado 14 meses en barricas de roble francés con tostados ligeros de 500 y 225 litros, nuevas y de distintos usos. Al nalizar se realiza el coupage y se ensamblan durante unos meses en depósito. Se embotello sin clarificar, filtrar ni sulfitar.

Temperatura de servicio: 16 oC.

Nota de cata: Color cereza picota, capa media. Aromas típicos de la variedad Garnacha en nuestros vinos, como ciruelas, plantas aromáticas como el hinojo, regalices. En boca se muestra poderoso y pleno con sabores frutales, chocolate amargo, es muy mineral para nalizar con una excelente acidez.

Otros datos de interés: La bodega se encuentra a 870 m de altitud, en el umbral de la Sierra de Gredos, en un paraje único de San Martín de Valdeiglesias, al suroeste de Madrid. A su alrededor, 21 ha. de viejos viñedos de Garnacha en secano y asentados sobre un suelo de na grava de origen granítico, con bajos rendimientos de uva y en un clima austero. El vino obtenido intenta plasmar la esencia de la garnacha en estos terruños de la forma más natural y respetuosa posible.

Si continuas utilizando este sitio aceptas el uso de cookies. más información

The cookie settings on this website are set to "allow cookies" to give you the best browsing experience possible. If you continue to use this website without changing your cookie settings or you click "Accept" below then you are consenting to this.

Close